Los fracasos de grandes marcas: qué sucedió y cuántas personas perdieron sus trabajos

Eran gigantes en el mercado con miles de clientes en todo el mundo. ¿Qué contribuyó a sus caídas: las máquinas fallaron o los supervisores tomaron decisiones equivocadas?  


 

Thomas Cook – la agencia de viajes más antigua del mundo anunció una caída

158,000 británicos en el extranjero y la agencia de viajes está en bancarrota. ¿Te imaginas un escenario más oscuro para tus vacaciones? Ciertamente sí, pero nadie lo esperaba que la empresa de 178 años fracasará. La oficina empleaba a 22 mil personas. Hay varios motivos: entrada en el mercado de excursiones de aerolíneas de bajo costo, dependencia de la lealtad de los clientes que han comenzado a irse, olas de calor de verano que desalentaron a los viajeros, incertidumbre relacionada con el Brexit. Hay que señalar que ya en 2011 la compañía estaba al borde de la bancarrota, pero fue salvada por un préstamo de un grupo de bancos. ¿Valió la pena el retraso de la bancarrota de unos años? Actualmente, la sede de Thomas Cook fue comprada por la agencia de viajes Hays Travel, que en ahora ha ofrecido trabajo a 2.330 ex empleados de TC.

 

 

Kodak – murió de su propia arma

A lo largo de los años, una de las compañías más poderosas en el mercado de la fotografía. Kodak recibió un Oscar por crear un rollo de película no inflamable de 35 mm. También crearon la primera cámara digital del mundo.  ¿Un error? Tal vez. Otras empresas se interesaron por la tecnología nueva, mientras que Kodak se quedó con la fotografía y el equipo analógico. Y la demanda de este equipo desapareció con el tiempo. Sin embargo, la compañía no ha ido a la quiebra y todavía existe. Se ocupan de la producción de envases, impresión funcional y comunicación gráfica. 

 

Sonia Rykiel – la famosa casa de moda francesa permanecerá solamente en nuestra memoria

La marca fue fundada en 1689, se especializa en ropa de estilo casual. Desde la muerte de la fundadora (en 2016), la compañía registró una disminución en las ventas. Parece que faltó el icono. Los propietarios de la marca intentaron venderla, sin embargo, el tribunal rechazó la oferta propuesta. Sonia Rykiel empleó a 135 empleados. Las tiendas se cerraron de un dia para otro, dejando en la calle a los empleados esperando la decisión sobre las indemnizaciones por despido. ¿Qué pasaría si bajar los precios, dar acceso a más personas y salvar la marca? ¿El prestigio valió la pena?

 

 

Nokia y Blackberry perdieron «el boom»

¿Quién tenía un teléfono Nokia hace 20 años? ¡Sería más fácil preguntar quién no lo tenía! Esta marca finlandesa fue fundada en 1865 y, en el momento de su apogeo, era una de las marcas de móviles más reconocidas, ¡representaba el 1,6% del PIB de Finlandia! Sin embargo, el desarrollo tecnológico y las pantallas táctiles, sin las cuales no podemos imaginar el funcionamiento, llevaron a su fracaso. Cuando se dieron cuenta de que los teléfonos con botones no son un invento perspectivo era demasiado tarde. Empresas como Apple, Sony, HTC, Samsung o LG fueron simplemente mejores y fue difícil superarlas o igualarlas. Nokia no ha dejado de existir, ahora bajo el nombre de Nokia Networks ofrece a los operadores y proveedores de servicios infraestructura para redes inalámbricas y fijas.

Curiosamente, a principios de 2019, el gobierno canadiense anunció que asignará a Nokia 40 millones de dólares para la investigación de tecnología 5G.

 

Tenemos una historia similar en el caso de Blackberry. Aunque la compañía aún no ha desaparecido del mercado, sus ventas no lucen bien. En 2011, se vendieron 50 millones de piezas, cinco años después solo 4 millones. La causa es, como en el caso de Nokia, no seguir el mercado cambiante. Cuando Apple propuso Internet en móviles, los propietarios de Blackberry creían que los operadores de red no estarán de acuerdo en introducir buscadores en teléfonos, razón por la cual Blackberry fue utilizado principalmente para recibir correos electrónicos. El empleo bajó de 20,000 hasta 6225 personas.

 

Pontiac: ¿Ha pasado de moda?

En los años 70, se producían casi un millón de piezas anualmente. Muchos directores de cine casi eligieron a Pontiac para el papel principal. Después de que la apariencia de los autos fue cambiada y su potencia fue reducida , se unieron al grupo de coches comunes y corrientes, pero no permanecieron allí. Los gustos cambiantes de los estadounidenses también contribuyeron a la caída de Pontiac. Finalmente, la marca fue retirada por General Motors (incluidos Chevrolet, Cadillac) en 2009, como dicen, por los problemas financieros de la compañía. 7.500 personas perdieron sus empleos en la planta de Pontiac.

 

 

¿La empresa en la que estás trabajando también está al borde de la quiebra? ¿Existen aspectos que otros deberían conocer?

¡Cuéntanos tu historia!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *